Mi pareja ya no siente cariño por mí

Hola, tengo 22 años y llevo 3 años en una relación de pareja. Con mi pareja nunca hemos sido infieles, pero frecuentemente me siento inseguro de su cariño a pesar de que ella me demuestra afecto. Frecuentemente siento temor porque pienso que me va a dejar o que nuestra relación no tiene futuro ¿Qué puedo hacer para que estos pensamientos no me sigan dando vueltas en la cabeza?

Es probable que en algún momento de toda relación de pareja, puedan surgir algunas inseguridades sobre el compromiso y afecto de la otra persona, debido a los cambios en la relación que se van experimentando a lo largo de los años. Cuando esto sucede es importante comunicar abiertamente los sentimientos a la pareja, para conocer la opinión y las necesidades de la otra parte y así, obtener información de primera mano que permita hacerse una idea clara y contrastada de lo que está sucediendo en la relación, para así llegar a acuerdos.

Las relaciones de pareja, como toda dinámica relacional, suelen presentar cambios a lo largo del tiempo. En un comienzo, las parejas sienten mucha pasión, experimentando una fuerte sensación de enamoramiento, lo que influye en la presencia de una fuerte atracción y deseo sexual. Al paso del tiempo, a medida que la pasión y atracción sexual se mantiene, se va desarrollando un sentido de compromiso mutuo, estableciendo metas y objetivos tanto personales como conjuntos. Si bien, no es una regla general, es frecuente que con el paso de los años, la pasión inicial disminuya a causa de la intimidad lograda en la relación, manteniéndose estable el compromiso de permanecer juntos. En esta situación, puede ser frecuente el surgimiento de sentimientos de inseguridad, respecto al amor de la pareja, influyendo en la autoestima, el deseo sexual y el bienestar personal.

Es importante que frente a cualquier situación de inseguridad o miedo hacia la pareja, se puedan establecer espacios íntimos de diálogo en los que se expresen los propios sentimientos y opiniones respecto a la relación. En el diálogo se deben plantear todas las inquietudes y expresar todos los sentimientos que se tienen en ese momento. Claro, esto se debe hacer de forma amigable y evitando caer en una discusión. De esta manera, la otra persona también será más consciente de su actitud y sus actos en la relación, y se podrá llegar a algunos consensos que fortalezcan el vinculo. Esto siempre  que la comunicación haya sido  provechosa y se mantengan los aspectos referidos anteriormente sobre la relación de pareja.

Por otra parte, también es importante evaluar las propias acciones que pueden tener lugar sobre estas inseguridades. Es importante resolver si lo que hacemos contribuye a conseguir una solución o si sólo se esta esperando pasivamente a que la otra persona cambie una actitud que produce incomodidad o insatisfacción. Sobre esta base se pueden tomar algunas determinaciones que pueden generar cambios automáticos sobre esos miedos.

Para saber más:

  • López, F. (2009).AMORES Y DESAMORES. Procesos de vinculación y desvinculación sexuales y afectivos. Madrid: Editorial Biblioteca Nueva
Esta entrada fue publicada en Ayuda para mejorar las relaciones, Dudas sobre relaciones, Relaciones y clasificada en , , . Guarda el enlace permanente. Publica un comentario o deja un trackback: URL del Trackback.

Publicar un Comentario

Tu email nunca será publicado o compartido.

Puedes usar estas etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>